Sohpie & Jared, dos grandes pilares de una amistad

Los dos grandes desconocidos, pero los pilares más importantes en la vida de Sheena Murray. Como ella misma los describe, son los que mejor completan sus propias carencias y los que consiguen mantenerla sujeta a esta realidad.

Sophie Campbell

Si algo define a la perfección a Sophie es que es un alma libre. Muchos dicen que es la antítesis de Sheena y es que más opuestas no pueden ser en verdad. Quizás por eso son tan buenas amigas, porque se complementan muy bien.

Al contrario que su amiga, Sophie es una persona extrovertida. Le gusta relacionarse con todo el mundo, teniendo siempre una visión muy positiva de todo. Impulsiva a la hora de tomar decisiones, ya que su mantra más repetido es “carpe díem”. Como ella siempre le dice a sus amigos: la vida está para vivirla y disfrutarla por entera.
De madre irlandesa y padre escocés, Sophie es una mujer esbelta de cabellos pelirrojos y de unos ojos azules, casi cristalinos. A pesar de si belleza, y de su gran aceptación entre los hombres, no le gusta comprometerse en relaciones serias. Eso no significa que nunca se haya enamorado. De hecho, guarda un gran secreto desde la universidad, y es que en esa época pareció haber conocido a un misterioso hombre que la dejó marcada. Y eso es lo único que sus amigos saben sobre ese amor de juventud.

Experta en la cultura egipcia antigua y moderna, Sophie es una reconocida antropóloga con varios trabajos publicados en las más importantes revistas sobre arqueología.

Jared James MacKenzie

El gran protector, el que siempre está cuidando de sus amigos y seres queridos, y un eterno enamorado de su amiga Sheena.

Arqueólogo y Teólogo de profesión, su especialidad es la demonología y la angeología. Tiene un especial interés en demostrar la no existencia de Dios. Tal vez, el tener una madre creyente que se refugió en la religión tras la muerte de su padre y su hermana pequeña en un horrible accidente, sea lo que le empujó por elegir esa profesión.

Jared, o Jarjam como lo apoda Sheena de forma cariñosa, es un hombre de gran atractivo. Alto y de cuerpo atlético, pelo color castaño claro y ojos azul oscuro, hacen de él todo un buen escocés.
De carácter fuerte, firme y fiel a sus principios, y con una gran y atrayente personalidad que provoca los suspiros de más de una mujer. Pero no de la que a él le interesa, aunque su conexión con Sheena es motivo de envidias e incluso el motivo de muchas de sus rupturas. Y es que, siempre que uno de los dos está mal, el otro lo sabe sin necesidad de hablarse. Ambos e buscan y se protegen, algo ciertamente extraño e inexplicable. Simplemente, parecen estar conectados de alguna forma mística.

Sheena, Jared y Sophie. Tres amigos que se complementan y se admiran por igual. Tres hermanos por elección y no por imposición.

Primer y segundo libro de la saga Eden

Comprendiendo a Lilith

Conocida como la primera mujer de Adán, Lilith sigue siendo la gran desconocida e incomprendida de la historia.

Creada para un propósito oculto, y obligada en cierta medida a cumplir con ello, siempre se rebeló contra todo plan impuesto sobre ella u orden injusta. Debido a esa rebeldía, Lilith tiene que soportar los mayores castigos por parte del que consideraba un padre.

En el momento de su creación, a Lilith se le asigna un protector. Un mentor que sería el encargado de educarla en el respeto, el conocimiento y la batalla. El elegido para esa misión no es otro que el propio Samael, quien ella admirará y respetará de tal forma que pronto sus sentimientos evolucionarán hasta ser tan profundos e intensos que la llegarán incluso a asustar.

Con un carácter fuerte, luchadora y de fuertes convicciones, Lilith pasa de ser una niña rebelde y testaruda, a una mujer de gran belleza y seguridad en sí misma. Se convierte en una gran guerrera, ya que ha sido entrenada por el mejor de los guerreros de toda la creación: Samael. Hábil en la lucha de espadas y el cuerpo a cuerpo, con una agilidad que enorgullece a su mentor.

De tez blanca y cuerpo esbelto; ojos verde esmeralda y una larga melena lisa color caoba oscuro con algunos mechones rojos. La perfecta conjunción de la tentación hecha mujer, tal y como Dios acaba refiriéndose a ella. Una mujer de gran belleza que sufrirá por amor, porque enamorarse del heredero del reino conlleva el mayor de los peligros.

Poca información escrita puedes llegar a encontrar sobre la primera mujer de Adán, salvo su nombre y que acabó rebelándose contra el mandato de Dios. Tal fue su osadía, que fue expulsada del reino de Eden y se dice que acabó convirtiéndose en la esposa de Lucifer, pasando así a ser la reina del infierno y la madre de todos los demonios. Se dice que Dios mandó matar a cientos de sus hijos en castigo por su rebeldía. Y, si profundizas bien en los textos que hablan sobre ella, su rebeldía se basaba en la negación a ser humillada por su esposo por el simple hecho de ser mujer. Se podría decir que Lilith es la primera feminista que decide levantarse en armas contra la tiranía de una jerarquía masculina.

Conociendo a Sheena

Arqueóloga reconocida y bien valorada entre sus compañeros de profesión, con diversos trabajos publicados en las revistas sobre arqueología más reconocidas a nivel mundial e infinidad de colaboraciones en varios proyectos. Su especialidad son sus estudios sobre las desconocidas, aun hoy en día, tribus indoeuropeas. Concretamente, los celtas.
De nacionalidad escocesa, vive y trabaja en Edimburgo, capital del país, como una de las principales directoras de su departamento en el Museo Nacional de Escocia.

De personalidad introvertida, Sheena Murray es una mujer que le gusta disfrutar de su soledad. Tan solo comparte su vida y sus sentimientos con sus seres queridos más cercanos, Jared y Sophie, a los que considera su familia.
No es muy amiga de las relaciones sociales, aunque, debido a su trabajo, se vea forzada a la interacción con el resto del mundo. Quizás por eso no sea una persona que guste a la gente en las primeras impresiones.
De cabellos color castaño-cobrizo, ondulado y melena larga, que siempre suele llevar recogida en una coleta alta; ojos del mismo color del ámbar; y una figura alta y esbelta, Sheena es una mujer de gran belleza natural… aunque ella no sea consciente y apenas explote su feminidad. Y no será porque sus amigos no se lo digan o hagan ver.

Desde bien pequeña, siempre tuvo la sensación de no pertenecer a este tiempo. Tal vez, el hecho de ser adoptada y no saber nada acerca de sus orígenes la hayan llevado a sentirse desubicada por completo. El único ancla que la mantiene sujeta, y evita que salga huyendo, son su familia, amigos y seres queridos.

Sheena Murray es una mujer que, poco a poco, irá evolucionando a los largo de la saga. Descubrirá por fin la verdad sobre su nacimiento y se convertirá en alguien en quien jamás nadie hubiese imaginado que podría llegar a ser.

“Su destino lleva fijado en el tiempo, mucho antes de su nacimiento”

─ Saga Eden ─

Descubriendo a Samaël

Como dicen las escrituras, Samaël era el hijo predilecto de Dios/Yahweh; el más leal y más fiel; comandante de las legiones angelicales y protector de la creación más preciada creada por su padre: la humanidad.

De porte elegante, siempre fue considerado el arcángel más hermoso de todos sus hermanos. No solo por su físico, si no por sus facciones perfectamente cinceladas. A sus dorados cabellos se le suman sus enigmáticos ojos azules, de profunda e hipnotizadora mirada. Samaël fue creado para ser amado y deseado por todo aquel que se acercase a él. El amante perfecto.

Pero no solo es diestro en el amor. La lucha es su gran fuerte y lo que en verdad resalta en él. Temido y admirado de igual forma, Samaël ha nacido para la batalla. Su fuerza, su tesón y su decisión hacen de él un ser prácticamente invencible.
De personalidad fuerte, firme en sus decisiones y siempre fiel a sus principios, se le debe sumar un carácter impulsivo y temperamental. Es por eso que es el único, de todos sus hermanos, capaz de atreverse a contrariar a su padre. Cuando creía que se estaba cometiendo una injusticia, no dudaba en hacerlo saber y, si así se diese el caso, oponerse. Y por ello fue castigado con la expulsión de su hogar.

Lucifer, o Portador de luz, apodo por el que le llama su madre de forma cariñosa y por el que será más conocido, aunque será asociado más con el mal que con el bien.
Con sus seis alas y su espada flamante, que solo puede ser empuñada por él, hacen que sea el ser más poderoso de todos y, por tanto, el más odiado.

La historia de Samaël siempre ha tenido un enorme poder de atracción sobre mí. Quizás por eso sentía la necesidad de crear esta saga, de contar su historia.
Realmente, apenas he cambiado nada sobre su personalidad o su físico. Considero que se le describe a la perfección en todas las escrituras. Su porte, su fiereza en la lucha…tan solo algunas pequeñas pinceladas de mi propia cosecha, pero poco más puedo añadir salvo que quiero uno para mí.

Le Génie du mal, o El genio del mal, o El Lucifer de Lieja.

Guillaume Greefs, 1848-Catedral de San Pablo de Lieja, Bélgica

La creación de una escultura maldita, la cual fue ocultada al público por considerarla demasiado hermosa para mostrar al ángel caído y que os animo a que busquéis porque es digna de conocer. Y la escultura, también. Aunque para eso, hay que irse hasta Lieja.

Foto: Luc Viatour

Eden II – El rey del infierno

  • Fantasía romántica
  • 270 páginas
  • a la venta en Amazon
  • disponible en Kindle Unlimited

Puntuación: 4.5 de 5.

SINOPSIS

Porque un reino sin heredero es un reino sin esperanza.
Y un reino sin esperanza es un reino maldito.

Un padre que busca la redención de un hijo.

Un hijo que lucha por sobrevivir a los mayores tormentos jamás imaginados; que lucha por mantener intacta su alma.

Una alianza que traerá el caos y la destrucción; que tan solo buscará doblegar a las almas que conquiste mediante horribles torturas.

Una mujer que lucha por comprender quién es en realidad y qué papel juega en toda esa locura. Y que, a cada paso que da, está más cerca de ver cumplido su destino. Ese que le fue asignado mucho antes incluso de su nacimiento.

La historia de Sheena, Miguel, Lilith y Samael desvelará secretos profundamente guardados, dando un giro a todo lo que hasta ahora se venía contando.

Creando un reino. Creando Eden

Crear unas saga no es algo fácil. No sale de la noche a la mañana, ni en unas horas que emplees delante de tu ordenador o libreta. Realmente, una saga lleva mucho mucho tiempo de gestación.
Primero se empieza por la idea. Ese momento en el que se te enciende la bombilla y empiezas a generar ideas e imágenes formando una historia. Eso te puede pasar de cualquier manera: una canción, un libro, una película, una imagen, una conversación… En mi caso, ese momento se remonta a un tiempo muy lejano en mi vida. Concrétamente a mi infancia.

Tal y como expliqué, de forma breve y resumida, en el primer libro de Eden, mis primeros años de estudios los realicé en un colegio de monjas. La lectura de la biblia era algo obligatorio, por así decirlo, y la religión cristiana algo que ni se podía plantear uno cuestionarla. Salvo yo. Como siempre me ha pasado a lo largo de mi vida, necesito razonar todo lo que tengo ante mí y comprenderlo. No soy mucho de creer por simple hecho de tener Fe. Eso, ciertamente, me ha causado bastantes problemas y no solo hablando en temas religiosos. Ya sabéis que una persona que no se deja manipular fácilmente, ni se cree todo lo que le dicen, es considerada casi una paria de la sociedad. Resumiendo bastante, para no alargar mucho el artículo, digamos que siempre tuve mis dudas sobre lo que me contaban de los ángeles, arcángeles, Lilith, Samael y todos los seres mitológicos de los que se habla en las llamadas “Sagradas Escrituras”. Siempre hacía la misma pregunta: ¿Alguien conoce la versión del famoso hijo expulsado del reino de los cielos? Y con esa duda, fuí creciendo y dándole vueltas, alguna que otra vez, a esa posibilidad.

Photo by David Iskande on Unsplash

Cuando decidí retomar esa historia, anoté las ideas que me habían ido surgiendo durante todos estos años para hacerme un pequeña mapa visual de todo. Una vez plasmado a grandes rasgos lo que yo pretendía contar, tocaba indagar de forma más profunda en esos temas. Había que documentarse al máximo, siempre teniendo claro que se trataba de una fantasía.
Empecé con la idea de crear un solo libro cuyo título iba a ser “La sombra de Eva” y hablaría sobre la historia de Lilith, la primera esposa de Adan (no, no voy a tildar este nombre porque no es de origen castellano y me niego a castellanizarlo todo. Los nombres deberían ser escritor, pronunciados y utilizados en sus formas originales). Leí mucho sobre ella, me documenté todo lo que pude y no ha sido fácil porque no os creáis que hay muchos textos o libros que hablen claramente sobre ella. Más bien te dan pequeñas pinceladas. Me gustaba lo que me iba encontrando, pero, aún así, no acababa de hacer esa explosión en mi cabeza. Esa que te golpea con cientos de imágenes y empieza a enlazarte historias hasta formar una más grande. Decidí dejarlo reposar un tiempo y darle vueltas desde otra perspectiva.

Photo by Susan Yin on Unsplash

Escribí otras cosas, me centré en distraer mi cerebro un poco para poder retomarlo más adelante y estar más fresca. Pero esa historia seguía martilleando con fuerza en mi mente. Hasta que un día, escuchando a uno de mis grupos favoritos en la presentación de su nuevo disco, obtuve la tan ansiada explosión. Todo empezó a cobrar sentido. El mapa empezó a trazar líneas que iban uniendo unos textos con otros y me iban diciendo qué historia debía contar. Y no era la que yo había iniciado, no. La historia que golpeó con fuerza en mi mente y en todo mi interior era responder aquella pregunta que siempre hacía de pequeña en el colegio. Esa pregunta tenía un claro protagonista que me pedía contar su historia: Samael. Y así comencé sin prisa, pero sin descanso.

A parte de la estricta y exhaustiva documentación para esta saga, había que añadirle mi empeño por aprender el oficio de la escritura. Porque no sirve solo con tener una buena idea, o un buen plan. Hay que formarse para hacerlo bien. Y con esta historia quería hacerlo muy bien. Así que, me vi envuelta en un mar de libros formativos para mi crecimiento y aprendizaje como escritora, y en textos, documentos y artículos sobre los seres mitológicos que llevan conviviendo con la humanidad desde sus orígenes.
Fue saliendo un libro, dos, tres… Cuando me quise dar cuenta, tenía seis libros creados con sus argumentos y su línea temporal creada. Personajes principales creados con sus propias personalidades, diferentes reinos, etc. En fin, que me lié la manta a la cabeza y se me fue de las manos la cosa. Pero he de confesar que me divertí mucho, aunque me causó alguna que otra jaqueca horrible. Tanta información en un cerebro, creedme, no es buena. Pero al final conseguí lo que quería y la historia me tiene cada día más enganchada. ¡Ya véis! ¡Enganchada a mi propia saga! Merece la pena tanto esfuerzo. Al menos, para mí y con eso ya me siento una ganadora.

Y como digo en la introducción del primer libro de la saga:

Bienvenidos al reino de Eden

Recuérdame, ahora y siempre

  • romántica contemporánea
  • 275 páginas
  • ebook y tapa blanda
  • a la venta en Amazon
  • disponible en Kindle Unlimited

Puntuación: 4.5 de 5.

Sinopsis

Nosotros somos los dueños de nuestro propio destino. Aunque, a veces, entreteje sus hilos de formas incomprensibles. Pero siempre creando segundas oportunidades.

El destino de Kieran e Isobell ya está sentenciado. Pero el futuro de Alicia y Niall aún está por descubrirse.

Un presente que se irá escribiendo mediante trazos del pasado y que marcará el futuro de unas almas destinadas a reencontrarse.

Reseñas destacadas

Eden I – En el principio

  • fantasía romántica
  • 480 páginas
  • ebook y tapa blanda
  • a la venta en Amazon y en Editorial Círculo Rojo
    • disponible en Kindle Unlimited

Puntuación: 5 de 5.

Sinopsis

Porque las historias nunca son como te las cuentan
El lobo siempre será el malo si solo escuchamos a Caperucita.

Para la doctora Sheena Murray, la vida no podía ser más perfecta. Con una prometedora y reconocida carrera arqueológica, el esfuerzo y duro trabajo de los últimos años comenzaba a dar sus frutos.

Pero nada es lo que parece…

Tras un aparatoso accidente en el Monte Saint Michel, Sheena encuentra un misterioso libro que cuenta una extraña historia. La historia de un reino, de una guerra ancestral. Una historia que cambiará todo lo que, hasta ahora, creía conocer.

Con la ayuda de su buen amigo Jared y de un misterioso hombre, llamado Miguel, se embarca en una aventura que la llevará hasta descubrir la verdad sobre sus orígenes.

Pero Miguel también esconde un gran secreto que pondrá a prueba sus sentimientos.

Ángeles, demonios, ancestro y reinos perdidos.

¿Estará la humanidad preparada para descubrir la verdad sobre una historia que se ha tergiversado desde los orígenes de la creación?

Y lo más importante, ¿estará Sheena preparada para afrontar su verdadera identidad y cumplir con su destino?

Reseñas más destacadas

Más reseñas completas

Cementerio de noticias

Un mundo lleno de palabras

Pili ReadingAboveTheStars

Aránzazu El Baul de los colores

Entre libro y libro